Me llamo Rosa, vivo en Barcelona y la cocina es una de mis pasiones junto con el diseño
y hacer Tags
(firmas… puedes visitar si quieres mi otro Blog de diseño de Tags, aqui: http://rosatags.blogspot.com.es/.)

No pretendo enseñar ni dar clases de cocina a nadie pues no soy ninguna Chef, tan sólo quiero compartir
mis recetas, lo que yo cocino, ya sean recetas de familia
como recetas de la web que he hecho y me gustan,
también publicaré información
y noticias sobre el mundo de la cocina, alimentación… etc… que me
parezcan
interesantes de otras webs para compartirlas aquí con vosotros.
Espero que me acompañéis en este mi nuevo Blog y que os guste lo que publique, si me seguís…. gracias por hacerlo!

domingo, 17 de marzo de 2019

CREMA DE VERDURAS.

Buenas tardes!

y antes que nada, desearos que tengáis un bonito domingo!😊

Hoy traigo una cremita de verduras, un plato que en mi casa se hace
todas las semanas, o bien para el mediodía o bien para la noche.
Es un plato muy interesante en muchos aspectos, no lleva unas verduras
fijas, como admite cualquier verdura, se puede hacer siempre con las
que tengamos en casa en ese momento. Es un plato muy completo 
nutricionalmente hablando, ya que lleva los nutrientes y vitaminas de 
todas las verduras que lo componen (evidentemente), o sea que no
comemos una sola verdura sino muchas, que eso es buenísimo.
Encima es ligera, fácil de preparar, rápida y está buenísima, se le puede
pedir más a un plato?😃

Y en la elaboracíon también tiene variantes, si la queremos más ligera 
todavía, le añadiremos agua en vez de caldo, si le añadimos caldo será
más completa pero también menos ligera. Una vez trituradas las verduras,
le podemos poner nata líquida o no, si se la ponemos tendrá un sabor más
suave pero será más calórica, y si no se la ponemos será más ligera.
Así que es un plato que podemos adaptar a nuestras necesidades. Yo lo
voy variando semana a semana, unas semanas les pongo unas verduras
y otras semanas otras diferentes, a veces le pongo caldo y a veces agua,
y la nata se la pongo en muy pocas ocasiones, pero si de vez en cuando.

A la hora de comerla y como presentación y acompañamiento por encima,
de la crema, también tenéis mucha variedad, semillas de sésamo, semillas 
de chía, pipas peladas de calabaza, pipas peladas de girasol, salmón ahumado,
taquitos de bacon, taquitos de jamón, picatostes de pan frito, cebolla frita,
huevo duro, etc. etc., esto también lo podemos escoger en función de si la 
queremos más o menos ligera.

Una vez sabiendo todo esto, hoy os dejo la receta de la última que hice
y que es la que traigo al Blog, a partir de esta receta básica, sabéis que
tenéis las variantes arriba mencionadas.

Antes de ir a la receta, un recordatorio de las otras CREMAS que ya 
podéis encontrar en el Blog:

Vamos a ver como prepararla!

INGREDIENTES:
  • 2 patatas grandes.
  • 1 calabacín.
  • 3 zanahorias.
  • 1 manojo de espárragos.
  • 1 bandeja de setas a nuestro gusto.
  • 2 puerros.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Sal.
  • Pimienta negra recién molida.
  • Caldo de verduras (opcional).

PREPARACIÓN:
1.
Lo primero que vamos a hacer va a ser preparar todas las verduras sean
las que sean, las lavaremos, pelaremos y cortaremos todas a tamaño no
muy grande.
2.
En una olla con aceite de oliva, pondremos todas las verduras para que se
sofrían un poco, esto le va a dar mucho sabor a la crema, más que si 
en vez de sofreírlas, las pusieramos desde un principio con agua o caldo.
Con el fuego a medio y moviendo de vez en cuando, las dejaremos unos 
5 minutos, que se sofrían bien, soltaran su agua y sus jugos.
3.
Pasados esos 5 minutos, las cubriremos de agua o caldo de verduras,
(según nuestra elección), y una vez empiece a hervir, yo las dejo de 20 a
25 minutos a fuego bajo, pero esto es orientativo ya que como las vamos 
a triturar, tampoco es necesario que estén demasiado blandas.
4.
Cuando las verduras estén listas, las trituramos con la batidora eléctrica,
nos tiene que quedar una textura crema ni demasiado líquida ni demasiado
espesa, si es necesario añadir un poco de caldo o agua lo haremos para 
conseguir la textura deseada.
5.
Yo la paso por un colador porque queda más fina, pero este paso no es
imprescindible, a vuestra elección.
6.
Y ahora sería el momento de añadirle 200 ml. de nata líquida para cocinar,
en el caso de que se la queráis añadir, y removemos bien para que la nata
se integre y nos quede homogénea, queda con un sabor más suave y no 
tanto sabor a verduras, yo la prefiero sin nata. 
7.
Ponemos la cremita en bols individuales o platos soperos y adornamos 
por encima con lo que hayamos escogido, yo hoy le puse semillas de
sésamo y de chía que son muy beneficiosas. Mi crema de hoy quedó 
de un tono verdoso debido a los esparrágos, el color vendrá en función
de las verduras que utilicéis. Sea como sea y lleve lo que lleve, una 
crema de verduras es siempre deliciosa!

 


Hasta la próxima receta!

jueves, 14 de marzo de 2019

LENTEJAS CON ALCACHOFAS.

Buenos días!

mi nutricionista siempre me dice que hay que comer legumbres dos
veces a la semana, menos mal que me encantan las legumbres!
Y esta recomendación es para todo el mundo, ya que todos debemos
de comer legumbres dos veces por semana.

Lo bueno que tienen las legumbres es que las podemos hacer de muchas
formas o añadiéndolas a cualquier plato, como ensaladas, cremas, guisadas...
tan sólo hay que echarle imaginación y se las podemos añadir a casi todo,
o ponerlas salteadas con ajetes y cebolleta (esto yo lo hago mucho), para
acompañar una pieza de carne o pescado, que por cierto, no pueden ser 
más fáciles de hacer ni más deliciosas.

Pero la verdad es que como más me gustan son guisadas, para comer con 
cuchara, con su caldito, exquisitas!, pero cuando lo que quieres es no 
incluir grasas en tu dieta por controlar tu colesterol (como es mi caso), 
o si estás a dieta de adelgazamiento (como sé que más de una lo estáis),
también podemos hacernos platos de lentejas guisadas sin ser estas
LENTEJAS GUISADAS, con su chorizo, morcilla y panceta, llenas de
grasas, por ejemplo estas LENTEJAS GUISADAS CON VERDURAS
que sin llevar nada de grasas y estar llenas de verduras están buenísimas!
o el plato que os traigo hoy, que aprovechando que es temporada de
ALCACHOFAS, son unas LENTEJAS CON ALCACHOFAS que
están para mojar pan, y sin grasas. Es un plato similar a las lentejas
guisadas con verduras pero diferente, para ir variando y no hacer siempre
el mismo plato, y el sabor que le dan las alcachofas a las lentejas es
espectacular!, os aconsejo que no dejéis de probarlas pues sé que os 
van a encantar. 😊

Si os interesan otras recetas con LENTEJAS, aquí os dejo las que ya
podéis encontrar en el Blog, aparte de las dos más arriba mencionadas:


 Vamos ya con la receta de hoy?

INGREDIENTES:
  • 500 gramos de lentejas pardinas.
  • 8 alcachofas frescas.
  • 1 cebolla grande.
  • 1 tomate para cocinar (yo utilizo KUMATO).
  • 1 cabeza de ajos entera + 1 diente de ajo.
  • 1 pimiento verde.
  • 1 pimiento rojo.
  • 2 patatas grandes.
  • 1 zanahorias.
  • 1 hoja de laurel.
  • 1 cucharadita de postre de PIMENTÓN DULCE DE LA VERA
  • 1 cucharadita de postre de comino molido.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Sal. 

PREPARACIÓN:
1.
La noche anterior pondremos las lentejas a remojo, de este modo se nos 
harán en menos tiempo. Las lentejas no es imprescindibles ponerlas a
remojo, se hacen más rápido que los garbanzos o judías, pero si lo hacemos
acortaremos el tiempo de cocción.
2.
Al día siguiente, ponemos en una olla todo junto y en crudo: las lentejas,
la cabeza de ajos entera y sin pelar pero lavada, la cebolla pelada y cortada 
en juliana, las patatas peladas y cortadas a cuadraditos, las zanahorias peladas
y cortadas en rodajas no muy anchas,  el tomate, pelado y cortado a trocitos,
los pimientos, lavados, limpios de las partes que no sirven y cortados a
cuadraditos, la hoja de laurel, sal a nuestro gusto y dos cucharadas soperas de
aceite de oliva. Cubrimos todo con agua hasta dos dedos más arriba y lo
dejamos que se vaya haciendo a fuego medio.
3.
En mi caso, con media hora ha sido suficiente, dejadas en remojo toda la noche,
a la media hora ya están tiernas las patatas y las lentejas, pero el tiempo siempre
va a depender del tipo de lenteja utilizada y de si se dejaron en remojo o no.
Empezamos a contar el tiempo a partir de que empiecen a hervir.
4.
Mientras tanto, en una sartén con una cucharada de aceite de oliva pondremos
a freír el ajo restante hasta que empiece a dorarse, en ese momento apartamos la
sartén del fuego y añadimos el pimentón, rehogándolo bien por todo el aceite y 
mezclándolo con los ajos, lo haremos fuera del fuego para que no se nos queme
el pimentón ya que en ese caso amarga. Este sofrito será el que le dé el sabor a 
estas lentejas.
5.
Prepararemos las alcachofas, limpiándolas bien de todas las hojas que no sirven
y quedándonos con su corazón. 
6.
Cuando las lentejas lleven 15 minutos cociendo, añadiremos las alcachofas pues
tardan menos en hacerse que el resto, el sofrito de ajo y pimentón y la cucharadita 
de comino molido y dejaremos 15 minutos más o hasta que veamos que lentejas,
patatas y alcachofas están tiernas. Riquísimas!



Hasta la próxima receta!

domingo, 10 de marzo de 2019

CREMA DE MATÓ, KÉFIR Y MIEL.

Buenas tardes y feliz domingo!

tengo overbooking, muchas recetas para publicar y poco tiempo 
para publicarlas, muchas cosas por hacer y poco tiempo para hacerlas,
en mi vida la palabra aburrimiento no existe, al contrario, me faltan
horas en el día para hacer todo lo que quiero hacer, pero me encanta
que mis días sean así, no hay nada mejor que estar siempre ocupada,
y nada peor que aburrirse. 😊

Así que hoy, aprovechando el domingo aparte de descansar y tomarme
mi Gin Tonic del domingo, viendo una película con mi queridísmo 
marido, también voy a ponerme al día con el Blog publicando una receta
que espero que os guste, a mí, me encanta.

Es una riquísima CREMA DE MATÓ, KÉFIR Y MIEL en vasitos, me 
encantan los POSTRES EN VASITOS, y si a vosotr@s también, en el Blog 
ya podéis encontrar los siguientes:

En Cataluña tenemos un postre típico llamado "Mel y mató", (Miel y
requesón), es un postre muy sencillo pero que está delicioso, y es tan fácil 
como poner en un platito de postre una ración de requesón y bañarlo con 
un buen chorro de miel, tan sólo con mezclar estos dos ingredientes
obtenemos una delicia de postre.

La crema que os traigo hoy está basada en ese postre, de hecho es ese 
postre hecho crema, y con el añadido del kéfir, (si todavía no conoces el
kéfir, AQUI encontraras toda la información sobre él), perfectamente se
puede sustituir el kéfir por yogur en caso de que no tengáis kéfir, pero yo 
os aconsejo que si podéis escoger entre el kéfir y el yogur, siempre escojáis 
el kéfir, ganaréis en beneficios nutricionalmente hablando.

Como preparamos este postre?, aquí os dejo ingredientes y modo de
preparación:

INGREDIENTES:
  • 500 gramos de mató (requesón en castellano).
  • 250 gramos de kéfir.
  • Miel (a vuestro gusto).

PREPARACIÓN:
1.
Ponemos el requesón en un bol, y con unas varillas eléctricas, lo batiremos
durante unos 5 minutos hasta hacer una crema.
2.
Será el momento de añadir miel a nuestro gusto, como nos guste de dulce,
pero sin pasarnos ya que lo adornaremos con miel a la hora de servir,
así que mejor quedarnos un poco cortos. Seguiremos batiendo un par de
minutos más hasta conseguir que la miel se integre bien en la crema.
3.
Añadimos el kéfir, y seguimos batiendo un par de minutos más, pasados
los dos minutos probamos y rectificamos de miel si fuera necesario.
Y ya lo tenemos, no puede ser más fácil!, rellenamos los vasitos con la
crema y metemos en la nevera para que repose. Al momento de servirlo,
adornaremos con un círculo de miel, por encima de la crema.




Hasta la próxima receta, que espero que sea pronto!😘

lunes, 4 de marzo de 2019

PANNA COTTA.

Buenos días!

  volvemos con el RETO COCINA REGIONAL ITALIANA!
hoy en el cuarto mes de la temporada 3.0.


Os recuerdo que este reto lo organiza Maggie del Blog 
blog muy recomendado que os aconsejo que visitéis!

El reto consiste en viajar cada mes a una región de Italia y cocinar
las recetas de la región escogida (una dulce y otra salada).
Si queréis saber más sobre el reto tenéis toda la información AQUI.

Y este mes vamos a la región del PIEMONTE con la receta dulce
que es con la que yo participo este mes.
Y la receta dulce para este mes es la conocidísima y deliciosa PANNA 
COTTA, que en español significa NATA COCIDA.

Una receta muy sencilla de hacer y con un resultado delicioso, quién
no ha comido Panna Cotta alguna vez?
Al ser una receta muy fácil, Maggie nos dijo que podíamos hacer alguna
variante de la clásica, pero como yo la clásica ni la había hecho nunca
ni tenía la receta en el Blog, he decidido hacer la versión normal.

Esta es la versión original (del libro de recetas italiano) de la receta:

(Click en la imagen para verla a tamaño normal) 

Vamos con la receta! 

INGREDIENTES:
  • 500 ml. de nata fresca (con 35% de materia grasa).
  • 4 hojas de gelatina.
  • 60 gramos de azúcar vainillado.
  • 2 cucharadas de Ron.
  • 1 vaina de vainilla.

PREPARACIÓN:
1.
En una bandejita plana donde quepan las hojas de gelatina, las pondremos
junto con las 2 cucharadas de ron y agua fría cubriéndolas, así ya se nos
van ablandando mientras preparamos la nata.
2.
En una cacerola, llevar a ebullición la nata con el azúcar y la vaina de
 vainilla cortada por la mitad, a la vez que vamos removiendo con unas varillas 
manuales para ayudar a disolver el azúcar.
3.
Cuando hierva, retiramos del fuego, le quitamos la vaina de vainilla, y le vamos
añadiendo una a una las hojas de gelatina, que ya estarán blandas, escurriéndolas
estrujándolas con la mano, con ayuda de las varillas manuales vamos removiendo 
bien para ayudar a que se deshagan perfectamente, no añadiremos la siguiente hasta
que no veamos que la que hemos puesto esté completamente deshecha, es 
desagradable encontrarse grumos de gelatina.
4.
Dejamos enfriar un poco y vertemos en flaneras o moldes individuales. Una vez
completamente frías, metemos en la nevera durante 2 horas antes de servir.
5.
Volcamos la Panna Cotta en unos platitos y decoramos con lo que más nos guste
como acompañamiento, caramelo líquido, sirope de chocolate, sirope de fresa...
a mi como más me gusta es con sirope de fresa y así la he decorado.
Nada que ver con las industriales, tiene un sabor espectacular!



Y aquí os dejo los enlaces para que visitéis el resto de las recetas
de mis compañeras de reto:
Aquí en su VERSIÓN DULCE
(donde participo este mes)
  
Hasta la próxima!

miércoles, 27 de febrero de 2019

HABAS ENCEBOLLADAS CON HUEVO.


Buenas tardes!

volvemos a estar en temporada de habas, y a quienes nos gustan las
habas, tenemos que aprovechar ya que su temporada es más bien corta.
A mi, me encantan, de todas las maneras, en PURÉ, espesito tipo
hummus para dipear, o A LA CATALANA que son deliciosas!, y si no
las habéis hecho nunca con ARROZ os recomiendo que las hagáis ya
que les da al arroz un sabor espectacular, también me gustan mucho
ENCEBOLLADAS CON GUISANTES, perfectas como guarnición
para acompañar una pieza de carne o pescado.

La receta de hoy es muy fácil de hacer, el tiempo de desgranar las
habas y pelar las cebollas, después se hacen prácticamente solas, tan
sólo las tenemos que remover de vez en cuando. Y acompañadas del 
huevo frito son un manjar, para una cena es un plato ideal.

Vamos a ver como se preparan?

INGREDIENTES:
  • 1 kilo y medio de habas tiernas y frescas.
  • 3 cebollas grandes.
  • 1 huevo por plato.
  • Sal.
  • Aceite de oliva virgen extra. 

PREPARACIÓN:
1.
Desgranamos las habas y las reservamos.
2.
Pelamos las cebollas y las cortamos pequeñas.
3.
En una sartén amplia con aceite de oliva virgen extra, ponemos las habas
y las cebollas, todo junto. Bajamos el fuego a medio/bajo, tapamos y 
dejamos que se vayan haciendo a fuego lento removiendo cada 5 minutos.
El tiempo dependerá de lo tiernas que sean las habas, en mi caso las he 
tenido media hora.
4.
Cuando estén hechas, hacemos un huevo frito por cada plato y servimos
las habas con el huevo frito encima. Más fácil imposible y con un resultado
delicioso, si las pruebas ya me dirás! 



Hasta pronto!

domingo, 24 de febrero de 2019

RETO ASALTABLOGS.

Buenos días y feliz domingo!😃

hoy, tercer domingo de mes, es el día del RETO ASALTABLOGS!


pero hoy, no traigo una receta, porque a principio de mes cuando Marga
 Postigo, del Blog AZAFRANES Y CANELAS,  hizo el sorteo de este mes, 
la afortunada que salió en el sorteo para ser asaltada.... fuí yo!!! 😃😃😃

Y que os puedo contar que no os imaginéis?, ha sido un mes estupendo,
quién me conoce sabe que soy una anti-redes sociales pero el grupo de
Facebook de las Asaltablogs es GENIAL!!! me/nos lo hemos pasado
muy bien todo el mes con las bromas y comentarios de unas y otras, con
las explicaciones de como iban mis "robos" de recetas a mi Blog, de los
"asaltos" a mi cocina... sólo puedo desde aquí, agradecer a tod@s los
componentes del grupo que participan en el reto, GRACIAS, por este
maravilloso mes en el que me habéis hecho sentir la protagonista, sois
l@s mejores!!! 😍😍😍 

Pero lo mejor está por venir, que es hoy!, el día de las publicaciones por
 parte de tod@s los participantes de las recetas que me han "robado", y 
yo aquí con mis nervios (de los buenos, de los de felicidad!), esperando
a que den las 10 de la mañana para que todas esas publicaciones ya
programadas vean la luz. El RETO ASALTABLOGS es estupendo
(gracias Marga Postigo y María Ayala por llevarlo adelante mes a mes),
y tod@s vosotros también sois geniales, así que aquí va mi dedicatoria
y agradecimiento al reto y a tod@s 💖💖💖💖

Un beso muy grande!

 

miércoles, 20 de febrero de 2019

PAK CHOI Y KALE CON ALIÑO ASIÁTICO.

Buenas!!!! 😊

después de dos días trayendo información sobre la COL KALE y el  
PAK CHOI, hoy ya por fin, traigo la receta de la que os vengo hablando
los dos días anteriores, PAK CHOI Y KALE CON ALIÑO JAPONÉS.

Es un plato de verduras, diferente, por el sabor que le da el aliño, es muy
interesante nutricionalmente hablando, no en vano lleva uno de los 
considerados ultimamente un superalimento, la COL KALE, acompañada
de otra variedad de col, el PAK CHOI, además con otros ingredientes
asiáticos que hoy en día no son difíciles de encontrar en cualquier 
supermercado asiático de los cuales tenemos ya las ciudades llenas.

Una receta rápida de hacer, sin complicaciones y además deliciosa, 
creo que no se le puede pedir más a este plato que a mi personalmente,
me encanta, y que estoy segura que si lo probáis os gustará, siempre y
cuando os guste la cocina asiática como a mi, un plato muy recomendado.

En el Blog podéis encontrar otro plato con PAK CHOI,  
 (Es correcto llamar al Pak Choi tanto en masculino como en femenino,
al igual que pasa con la Col kale o el Kale, si decimos el Pak Choi es correcto
en masculino, pero si lo nombramos con la palabra Col delante es correcto
en femenino la Col Pak Choi).

Vamos a ver como prepararlo?

INGREDIENTES:
  • 3 Pak Choi (se suelen vender en paquetes de 3 unidades).
  • 1 paquete de Col Kale.
  • 6 cebolletas.
  • 2 cucharadas soperas de aceite de sésamo.
  • 1 cucharada sopera de vinagre de arroz.
  • 1 cucharada sopera de MISO BLANCO.
  • 1 cucharada sopera de azúcar moreno.
  • 1 cucharaditas de postre de jengibre fresco rallado.
  • 1 guindilla (opcional).
  • 2 cucharadas soperas de semillas de sésamo tostadas.
  • 4 huevos.

PREPARACIÓN: 
1.
Primero prepararemos las verduras. Cortaremos los pak choi en dos a lo largo
y los lavamos bien. La col kale la cortaremos en trozos grandecitos e igualmente
la lavaremos bien. Las cebolletas las pelamos desechando las capas que no
sirven y las cortamos en juliana grande.
2.
Pondremos los huevos a cocer durante 10 minutos, los refrescamos, pelamos
y reservamos. Ellos serán la proteína en el plato.
3.
En un wok, o en su defecto si no lo tenéis, en una sartén grande, echamos el 
aceite de sésamo y lo calentamos. Echamos la col kale, removemos bien medio
minuto y añadimos las cebolletas, removemos bien medio minuto más y echamos
el pak choi, igualmente removemos medio minuto más para que se mezcle todo.
4.
Bajamos el fuego y lo tapamos. Vamos a preparar el aliño: pondremos en un vaso 
el vinagre de arroz, el miso, el azúcar moreno, el jengibre, las semillas de sésamo
y si lo queremos picantey la guindilla, cortada y sin semillas (es opcional).  
Mezclaremos bien este aliño con un tenedor hasta que nos quede homogéneo.
5.
Destapamos el wok, echamos el aliño por encima de las verduras, tapamos y
lo dejamos un par de minutos más a fuego bajo. Las verduras tiene que quedar 
no muy blandas, lo ideal es "al dente". Antes de servir, mezclamos todo bien,
servimos acompañado de un huevo duro por plato cortado por la mitad, y listo
para disfrutar de este original plato de verduras asiático.



Hasta la próxima receta!